5 productos de cuidado facial que debes comenzar a usar desde tus 20’sFoto: Shutterstock
Si quieres comenzar a preservar tu piel y no sabes cómo, aquí te compartimos algunos productos de cuidado facial básicos y recomendados a partir de los 20.

Llevar una rutina de cuidado facial es un buen hábito a desarrollar desde joven, esto para asegurarse de tener un envejecimiento saludable y evitar posibles problemas cutáneos. Si bien lo más común es preocuparse por el cuidado de la piel hasta la edad adulta, llevar una rutina desde joven será bueno para reducir los primeros signos de envejecimiento, así como mantener una apariencia saludable, protegerse de contaminantes externos, y prevenir que posteriormente se le someta a tratamientos más agresivos. Si quieres comenzar a preservar tu piel y no sabes cómo, aquí te compartimos algunos productos de cuidado facial básicos y recomendados a partir de los 20.

¡Disfruten y compartan!

TE PUEDE INTERESAR: 5 marcas de maquillaje de celebrities que realmente vale la pena probar

Limpiador facial

Un limpiador facial es de los productos básicos en cuanto al cuidado facial, ya que ayudará a eliminar las impurezas que acumula el rostro a lo largo del día, laborando también como el primer paso para mantener una piel saludable. Para elegir el adecuado, es de suma importancia considerar el tipo de piel; a personas con pieles grasas se les recomienda una fórmula ligera y en ocasiones complementada con agentes exfoliantes, para pieles secas lo mejor será un limpiador de textura más cremosa e hidratante.

Foto: Shutterstock

Crema hidratante

Este es uno de los productos de skincare más importantes, y sin duda alguna entre los que vale la pena incorporar a la rutina diaria. El uso de una crema facial no solo ayudará a que la piel se mantenga hidratada correctamente, sino que será de gran utilidad al momento de combatir problemas específicos, independientemente de si se cuenta con una complexión seca, grasosa o mixta; al ser la piel del rostro uno de los órganos más expuestos, la regeneración de sus células es más lenta, por lo que es necesario brindarle un apoyo a través de hidratación complementaria constante.

Foto: Shutterstock

Vitamina C

También conocida como ácido ascórbico, la Vitamina C es uno de los productos de cuidado facial que será de gran beneficio para la piel, especialmente si se empieza a utilizar desde una edad temprana. Su principal función es el crecimiento y la reparación de tejidos en el cuerpo, y debido a que éste no puede producirla por sí mismo, es necesario incorporarla a través de una dieta especial o mediante productos complementarios; se ha comprobado que neutraliza los radicales libres –moléculas de oxígeno reactivas– que provocan estrés oxidativo, lo que a su vez ayuda a reducir el envejecimiento prematuro de la piel.

Foto: Shutterstock

TE PUEDE INTERESAR: Los cortes de pelo en tendencia para mujeres este otoño-invierno 2022

Protector solar

El protector solar es uno de los productos de cuidado facial imprescindibles en cualquier rutina, esto debido a que previene los daños ocasionados a la piel por su exposición directa al sol, entre los más comunes envejecimiento prematuro, formación de arrugas, manchas solares y modificación genética de las células cutáneas. Más que a partir de los 20 años, es importante usar bloqueador solar desde siempre, inclusive durante las épocas menos calurosas.

Foto: Shutterstock

Tratamiento con retinol

El retinol es uno de los productos de belleza más recomendados, un derivado de la vitamina A que sirve para estimular la síntesis de colágeno y demás proteínas que brindan estructura a las células cutáneas, así como combatir arrugas, reducir los poros y rejuvenecer la piel. Brindará bastante brillo y un aspecto más saludable al rostro, aunque se recomienda su uso progresivo y paulatino, así como un seguimiento dermatológico para evitar que sea muy agresivo contra la piel.

Foto: Unsplash

Extra: llevar una dieta balanceada e hidratarse correctamente

Si bien llevar una rutina de cuidado facial es sumamente importante, otro aspecto a considerar es desarrollar una dieta balanceada y que cuente con los nutrientes necesarios para el bienestar personal, esto debido a que el tipo de alimentación tiene una influencia directa en el aspecto de la piel. Se recomienda llevar una dieta sana y balanceada, así como ingerir suficiente agua para ayudar a la hidratación de la piel.

Foto: Unsplash