5 tips para catar vino como todo un profesionalFoto: Unsplash
Catar vinos no está reservado únicamente para los más expertos, aquí te compartimos algunos 'tips' y recomendaciones para que aprendas a hacerlo tú también.

Catar vino es una experiencia multisensorial, recomendable para todos quienes disfrutan beber una copa ocasionalmente. Si bien la enología es un campo bastante amplio que parece reservado exclusivamente para los profesionales, hay algunos tips y conocimientos básicos que puedes aprender para catar vino como todo un experto. Por ello, y por si estás planeando realizar una cata de vinos próximamente, aquí te compartimos algunas recomendaciones a seguir para tener la mejor experiencia posible. 

¡Disfruten y compartan! 

TE PUEDE INTERESAR: 5 etiquetas de vino mexicano de regiones poco conocidas

Identificar las fases de cata

Una cata de vino consta de tres fases principales – visual, olfativa y gustativa -, ahondando un poco en cada una de ellas podrás realizar una cata exitosa. A grandes rasgos, la fase visual es la primera en realizarse y en la que se considera claridad, intensidad, tonalidad de color, transparencia, textura y fluidez. Cada tipo de vino cuenta con una gama tonal que te ayudará a identificar su edad. 

La segunda fase es la olfativa, en esta se distinguen los aromas del vino. Deberás tomar la copa por el tallo e introducir la nariz para percibir aromas primarios – de la uva -, posteriormente agitar la copa suavemente para liberar aromas secundarios – de fermentación -, y repetir el proceso hasta que identifiques los aromas terciarios – de crianza -. Te recomendamos consultar las diez series de los aromas del vino

La última fase de una cata es la gustativa. Mientras que esta analiza infinidad de elementos, algunos de los más importantes a considerar son la intensidad de sabores, riqueza aromática, estímulos táctiles, permanencia y final de boca. Aquí también podrás identificar los defectos en el vino, algunos de los más comunes son sabor a vinagre o desbalance general. 

Foto: Unsplash

Preparar la boca

La experiencia de una cata involucra todos los sentidos, principalmente el del gusto. Para catar vinos como todo un profesional, primero deberás asegurarte de preparar tu lengua y paladar, manteniéndolos limpios y sin residuos de alimentos. También es recomendable limpiar la boca entre vinos para percibir mejor los estímulos gustativos, esto suele realizarse con un poco de pan y agua. 

Foto: Unsplash

Elegir bien las copas

Uno de los aspectos a considerar al momento de realizar una cata de vinos es la presentación, por lo que te recomendamos consultar qué tipo de copa se utiliza para cada vino. Si bien antes solían emplearse copas de materiales varios, en la actualidad se aconseja utilizar copas transparentes y de vidrio – de preferencia sin grabado o textura – , ya que este no absorbe olores ni sabores, y permitirá aprovechar completamente las fases de la cata

Foto: Unsplash

TE PUEDE INTERESAR: 7 lugares secretos y al aire libre para tomar una copa de vino en la CDMX

No subestimar el tipo de agua a emplearse en la cata

Para mantenerse hidratado y preparar al paladar entre vinos, es importante acompañar la cata con agua. Aunque pareciera que toda el agua sabe igual, ésta es determinante en degustaciones o catas de alcohol, pues sus diversos elementos – como PH, mineralidad, voluptuosidad y frescura – generarán armonía o discordancia al momento de probar bebidas y alimentos. Para catas de vino en México, chefs de Mesa Sana recomiendan utilizar agua Sta. María, esto por su proceso de filtración y propiedades de manantial. 

Foto: Unsplash

Asegurarse de que el vino se encuentre en la temperatura adecuada

Al momento de realizar una cata, no puede dejar de considerarse la temperatura del vino durante su consumo, pues ésta influirá notablemente en cada una de sus fases – visual, olfativa y gustativa -. La mayoría de las etiquetas suelen especificar la temperatura recomendada para consumir el vino, pues ésta varía dependiendo de la uva y reserva. Si quieres saber la temperatura exacta a la que se encuentra tu botella, puedes adquirir un termómetro para vinos en una tienda especializada. 

Foto: Unsplash