Estas lujosas cabañas en Avándaro tienen jacuzzis privados y actividades de boy-scout para disfrutar en familiaFoto: Casa del Roble
Estas cabañas en Avándaro llevan la experiencia de glamping al siguiente nivel, con amenidades exclusivas que permiten disfrutar cómodamente de los paisajes más bonitos en el destino.

Avándaro es uno de los destinos predilectos para visitar cerca de la CDMX, ya que se localiza apenas a cinco kilómetros de Valle de Bravo, y es perfecto para una escapadita de fin de semana desde la capital. Entre su variedad de alojamientos exclusivos se oculta Casa de Roble, un conjunto de cabañas lujosas que asegurará una estancia cómoda en el destino, al igual que la posibilidad de realizar variedad de actividades ecoturísticas. ¡Aquí te contamos más sobre sus alojamientos! 

¡Viajen, disfruten y compartan! 

TE PUEDE INTERESAR: 5 cabañas en Tepoztlán muy acogedoras para hospedarse en medio de la naturaleza

Casa de Roble cuenta con algunas de las cabañas en Avándaro perfectas para disfrutar una estancia exclusiva y lujosa. No sólo permite a sus huéspedes dormir rodeados de los atractivos naturales que enmarcan el destino, sino también hacerlo dentro de espacios característicos por sus acabados contemporáneos y de comodidad garantizada. 

Foto: Casa del Roble

El lugar cuenta con ocho propiedades, todas compartiendo el mismo diseño rústico y amaderado, así como una capacidad de hasta seis huéspedes que las hace perfectas para visitar en familia o amigos. Estas cabañas en Avándaro llevan la experiencia de glamping al siguiente nivel, ya que ofrecen terraza con asador, bar, desayunador, jacuzzi, jardín privado, horno de leña, e inclusive televisión con Netflix. 

Foto: Casa del Roble

TE PUEDE INTERESAR: En estas cabañas dormirás junto a dos de las cascadas más bonitas de Puebla (cerca de la CDMX)

Otro de los aspectos destacables en Casa de Roble son sus áreas comunes, ya que complementan perfectamente las cabañas, esto a través de espacios de recreación al aire libre que propician la convivencia, algunos creados artificialmente y otros obra de la naturaleza. Hay juegos infantiles para los más pequeños, lago con jardín común, río con cascadas y pozas, zona de fogata, casas del árbol, puentes colgantes e inclusive un invernadero con huerto orgánico. 

Foto: Casa del Roble

En caso de no querer preocuparse por nada durante la estancia en estas cabañas en Avándaro, está la posibilidad de comer en un precioso restaurante farm-to-table, con pizzas al horno de leña y platos elaborados a partir de ingredientes provenientes de su huerto. Para quienes busquen deportes y actividades de contacto con la naturaleza, Casa de Roble ofrece clases de yoga y pilates, al igual que experiencias de boy-scout como pesca sustentable o modelado en barro. 

Foto: Casa del Roble
Sitio web: casadelrobleavandaro.com